¿ERES ENOJON?

¿POR QUÉ TE ENOJAS TANTO?
Descubre algunas de las más importantes razones de que te salga lo enojon.
Hemos observado que las personas que se enojan con facilidad, suelen tener una justificación interna para hacerlo sin tener freno alguno. Lo hacen porque no se pueden controlar y además ya lo encuentran como una forma de dominio y control a los demás.
Ciertamente son personas con un carácter fuerte y desde niños lo aprendieron a soltar, sin haber aprendido a no intentarlo usar para intimidar y control el comportamiento de los demás a base de la amenaza de: “si no lo haces me voy a enojar”.
Digamos que es una manera de ser que se parece al berrinche o al capricho que hacen los niños y que les dio resultado para conseguir lo que querían, que acabaron adoptando lo como una firma útil y conveniente de ser.
Veamos algunos criterios que te puedan ayudar a idéntificar si eres un enojon y que tanto lo llegas a ser:
– ¿El enojo que sientes, está emparentado con tu mal humor y malestar, incluso por motivos simples y sin importancia para los demás, pero que para tí si lo son?
– ¿Desde niño te acuerdas que así haz sido y que tu mismo te llegaste a sentir incomodo por andar frecuentemente enojado?
– ¿El enojo que sentías te hacia sacar una frustración, acompañada de agresividad, que te convertía en explosivo y con arrebatos groseros?
– ¿Por ese carácter, tus familiares y amigos te etiquetaron de enojon y eso mismo te molestaba, e incluso fuiste motivo de burla y “bulling”?
– ¿Eres de los que cualquier cosa que no te parecía o no se hacía como a tí te gusta, entonces te enojabas y además de reclamar, te salias del lugar dando el típico portazo?
– ¿Tuviste un papá o mamá, enojon y viste que le dio resultado su autoridad e imposición porque te daba miedo hacerlos enojar. Sin darte cuenta ni proponertelo, ahora parece que lo imitas y haces lo mismo?
– ¿Por ser enojon ya te sientes con el derecho de regañar, gritar, castigar y manotear a la gente que trabaja para ti, o tus familiares?
– ¿Estás convencido de que así es tu carácter, y los demás se lo tienen que aguantar, y soportar tus imprudentes conductas?
– ¿Te enojas tanto, que acabas muchas veces enojando te contigo mismo, y ya no sabes que hacer con tu mal humor?
Muchas de las anteriores ideas te pueden servir para que medites tu forma de tratarte a tí mismo y a los demás.
Hay una buena noticia, si te esfuerzas y encuentras la ayuda acertada, de seguro vas a mejorar mucho. La mala es que si no haces algo, vas a empeorar y ya ni tu mismo te vas a soportar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s