Mis celos no eran fantasías

el

CELOS E INFIDELIDAD VIA REDES SOCIALES

Decíamos que los celos sí tienen algunas diferencias entre los géneros, pues las mujeres son más intuitivas y sensibles que los varones. En pocas palabras, las mujeres se las “huelen” mucho más pronto y fácil que los hombres.

Hoy en día el agregado del internet, sobre todo vía celulares, es un indiscutible perfecto espía para obtener la información necesaria, y así comprobar que la pareja nos está engañando y por consecuencia demostrar que los celos no son pura fantasía.

Muchas de las causas de divorcio, son precisamente las infidelidades que se ocultan con todo tipo de artimañas, pero que la tecnología las devela de una manera increíble y contundente. De tal forma que se puede demostrar que ya te haz involucrado en otra relación.

Los celos en las mujeres les ayudan a iniciar a indagar las sospechas de que anda alguien rondando a su pareja. Así que el lado femenino creativo saca la mejor versión de Sherlock Holmes, para explorar el celular del marido -desde luego en un descuido- y

buscar la manera de arrebatar el artefacto para encontrar las evidencias.

Y claro está que en un santiamén aparecen las dolorosas y dramáticas conversaciones que corroboran que el fulano ya anda coqueteando, o francamente saliendo con otra. Y qué decir de las fotografías que muchas veces sin darnos cuenta las toman los amigos o los enemigos y de inmediato las ponen a circular en cualquiera de las redes para hacer patente el abrazo, el beso o la cercanía con la otra.

He conocido relatos de mujeres del cómo descubrieron la infidelidad del marido, y son verdaderas expertas en buscar la verdad. Una me contó cómo le hizo. El marido tenía un viaje de negocios a una ciudad lejana. La esposa ya sabía por qué linea usualmente viajaba, así que le preguntó si iba al mismo lugar que siempre y más o menos a qué hora salía su vuelo. El marido le respondió sinceramente, eso bastó para que la mujer de inmediato corroborara en la lista de pasajeros si efectivamente salía en ese vuelo y a ese destino, comprobando que eso no era cierto, pero a la misma hora salían otros vuelos a otros destinos, digamos más turísticos. Y se metió a buscar en las listas de pasajeros hasta que encontró el nombre de su marido y desde luego el de la mujer que ella sospechaba que era su amante. Así que una vez confirmada su mentira e infidelidad, estudió la posible elección de hotel que haría en aquél destino, y se puso a hablar a todos ellos hasta que lo encontró. Pidió hablar a su cuarto, se lo comunicaron y para el colmo contestó la amante. Caso resuelto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s